Cuando llega el frío, se nota mucho el contraste de temperatura entre el exterior y el interior. Esto se nota especialmente a través de las ventanillas que se empañan constantemente. Este es el fenómeno de la condensación. Para no perder tiempo limpiándolos, pero sobre todo para evitar la formación de humedad y moho, es importante solucionar el problema con soluciones duraderas y eficaces. Aquí hay algunas formas seguras.

¿Qué es la condensación?

Condensación de las ventanas de la casa

La condensación de las ventanas de la casa – Fuente: spm

Debes saber que esta es la primera causa de la presencia de humedad en la casa. Suele ocurrir cuando el aire ambiente está sobrecargado de humedad y el vapor de agua contenido en el aire entra en contacto con superficies particularmente frías como paredes y ventanas. Por eso, en invierno, el fenómeno se observa con mayor frecuencia en las ventanas. Este exceso de humedad puede conducir al crecimiento de moho. Esto conduce a la formación de manchas antiestéticas en las paredes. Además, para preservar tanto su salud como su interior, es necesario remediar el problema rápidamente. Afortunadamente, existen varios consejos que te ayudarán a reducir rápidamente esta condensación que invade tus ventanas.

¿Cómo deshacerse de la condensación en las ventanas?

En invierno, entre el frío y la lluvia, el nivel de humedad es mucho mayor dentro de casa. De ahí la constante niebla que se deposita sobre diversas superficies, especialmente las más frías o expuestas al exterior, como las ventanas. La condensación conducirá así a la aparición de  moho. en las paredes y marcos de ventanas. ¿Cómo eliminarlo fácilmente? Gracias a este truco que solo requiere un producto económico que probablemente ya tengas en tu cocina. Este ingrediente clave es el detergente para lavavajillas. Este líquido es la solución perfecta para limpiar tus ventanas. De hecho, el agua jabonosa los protege de la formación de condensación. Todo lo que necesita hacer es poner una pequeña gota de detergente líquido en un paño grueso de microfibra y secar la ventana de manera uniforme.

Otras soluciones efectivas para deshacerse de la condensación

Ventana abierta

Ventana abierta – Shutterstock

Hay otras formas de deshacerse de la condensación en las ventanas.

  • Lo más infalible, por supuesto, es  abrir las ventanas por completo , aunque sea un poco. Es cierto que esta no es la opción más fácil cuando hace mucho frío afuera, pero es necesario ventilar la habitación, incluso en invierno. Especialmente a primera hora de la mañana, ya que esto ayudará a que el aire circule mejor por la ventana y así eliminar la condensación más rápidamente.
  • Respecto a la cocina, existe una forma muy popular de evacuar el vaho por la ventana. Y estamos hablando del uso de la campana extractora, sobre todo a la hora de cocinar. Atrae el aire cálido y húmedo que invade el área cuando cocinas. ¿No tienes campana extractora? ¡Una buena ventilación sigue siendo la mejor solución!
  • Para evitar que la ventana del baño se empañe cuando te duches o te bañes, basta con encender el ventilador especialmente adaptado para solucionar este tipo de problemas. La condensación ya no será relevante.
  • ¿Sabías que existen plantas conocidas por purificar el aire de la casa y reducir significativamente la humedad? Por lo tanto, las plantas de interior como orquídeas, bromelias y tillandsias  absorben la humedad del aire y reducen en gran medida la condensación. Como beneficio adicional, adornan tu interior muy bien y mejoran tu estado de ánimo.
  • Por último, en invierno, se recomienda encarecidamente mantener una temperatura media de unos 19°C en el salón. Para evitar choques térmicos entre el interior y el exterior, es mejor abstenerse de aumentar la calefacción. No solo protegerás tu salud, sino que también evitarás el fenómeno de la condensación y no aumentarás tu factura energética.