Imagina la imagen: tu largo día finalmente ha llegado a su fin, llegas a casa, te sientas tranquilamente en el sofá para hacer un poco de zapping en la televisión… pero ahora tu control remoto parece haberse dado por vencido. Jugarías con los botones, pero nada funciona. ¡Suficiente para tirarte de los pelos! ¡No hay nada más frustrante o irritante que un control remoto que ya no funciona cuando más lo necesitas!

Una herramienta indispensable en el hogar    el control remoto es la interfaz principal que se utiliza con el televisor. Cuando ya no funciona correctamente o no cumple en absoluto con tus expectativas, la situación es realmente desagradable. ¿Problema con la batería? Falta olla, no tienes pilas en la casa. A pesar de todo, estás listo para pasar horas diseccionándolo para que vuelva a estar operativo. No se preocupe tanto: hay una solución bastante extraña e inusual, pero que hará el truco y le permitirá solucionar este problema.

Sí, quién lo diría, pero el papel de aluminio es el aliado perfecto para este tipo de situaciones. Ya sabíamos que es muy útil en varias ocasiones en casa, sobre todo en la cocina, pero ¿sabías que también puedes usarlo en el mando a distancia para evitar posibles averías? Esto probablemente te sorprenda, pero sí, el papel de aluminio tiene una característica que muchos otros no tienen: puede conducir la electricidad perfectamente. Por tanto, es la alternativa ideal cuando se agota la batería del mando a distancia. Te lo explicamos todo.

Un trozo de papel de aluminio podría ayudar

hoja de aluminio

Esto ciertamente te ha pasado a ti: ves un programa emocionante, luego cambias a otros canales durante unos minutos durante el comercial, pero luego, cuando quieres volver a tu programa, el   control remoto   ya no responde y no funciona en absoluto. . Has comprobado todos los parámetros, pero has tocado la mesa varias veces, pero en vano. Es muy probable que la batería del control remoto se esté agotando. Si necesita dos baterías, pero solo tiene una en casa, no tiene nada que esperar. ¡Aquí es donde entra el papel de aluminio!

Corta un extremo del rollo y dóblalo para que quede lo más pequeño posible. Colóquelo en el extremo positivo de la parte de la batería. Luego inserte la batería de micro botón en el controlador, agregue una batería de lápiz normal y selle. Notará que su control remoto funcionará y también durará mucho tiempo.

No deje el papel de aluminio en el control remoto durante mucho tiempo.

A una distancia

Puedes usarlo así durante varios meses. Pero lo desaconsejamos: siempre es mejor que cualquier objeto electrónico beba de fuentes equilibradas. Es decir, no solo baterías del mismo tamaño, sino también baterías de la misma carga. No se recomienda, por ejemplo, combinar baterías semidescargadas con nuevas.

Más consejos para que el mando de tu TV funcione bien

proteger el control remoto 1

Este tipo de truco extenderá la vida útil de su control remoto por unos días. Pero, mientras tanto, recuerda  comprar pilas nuevas. También le recomendamos que envuelva el control remoto en   plástico   y lo selle bien. No notará nada en el control remoto, pero lo protegerá de la humedad que podría ingresar, como la de un vidrio volcado.

¿Cómo arreglar un rallador con papel de aluminio?

El uso de  papel de aluminio   es realmente sorprendente en muchos sentidos. ¿Tienes un rallador en casa que ya no usas? Así que no lo tires todavía e intenta afilarlo de nuevo. El mejor método es usar un clavo del diámetro correcto para afilar ligeramente todos los agujeros. Sin embargo, el papel de aluminio arrugado en una bola sólida también puede ayudar. Puedes usarlo para mover el rallador hacia arriba y hacia abajo varias veces.

Como ves, tener papel de aluminio en casa no es tan trivial como pensábamos. ¡Él nos salva en muchas situaciones!